miércoles, 11 de noviembre de 2015

COMO SOLICITAR LA ACOGIDA DE UN PERRO GUÍA







INFORMACIÓN: http://perrosguia.once.es/
FAMILIAS CUIDADORAS

Las “familias cuidadoras”, son familias
 voluntarias que acogen a un perro reproductor. La escuela de la Once proporciona la comida del perro, los cuidados veterinarios y una magnífica residencia canina para las vacaciones.

¿Quieres ser cuidador de uno de los perros reproductores? Si quieres tener un perro y vives en Madrid, ésta puede ser una buena opción para ti y tu familia. Tendrás que comprometerte a traerlo a
 las instalaciones de la ONCE (en Boadilla del Monte) cuando seas requerido para ello. Si estás interesado en esta opción envía tus datos a fopg@once.es .

REQUISITOS PARA SER FAMILIA ACOGEDORA DE PERROS GUÍA

- Vivir en la Comunidad Autónoma de Madrid.
- Disponer de vehículo y tiempo libre para traer al cachorro a la escuela cuando sea requerido para ello, bien por temas veterinarios o educativos. El horario es delunes a viernes, siempre por las
 mañanas.
- No dejar al perro solo más de dos horas diarias.

PROCESO DE SOLICITUD DE ACOGIDA DE PERRO GUÍA

 Enviar el formulario cachorros@once.es 
 Tras una entrevista telefónica, uno los supervisores de la ONCE, te realizará una primera visita en tu domicilio, en la que valorará aspectos tales como: miembros de la familia, disponibilidad, localización y entorno, entre otros muchos factores. En caso de ser aprobada tu solicitud, serás citado para una nueva entrevista, ya en la Escuela, en la que se te entregará un cachorro de aproximadamente 2 meses de edad y todo el material técnico necesario para su educación. A partir de este momento, y mientras el cachorro permanezca con tu familia, te proporcionaremos su comida, la atención veterinaria que precise, residencia para él cuando la precises y el apoyo técnico necesario para asegurar que tu colaboración sea realmente eficaz.

Tendrás que firmar un contrato en el que te comprometes a educar al cachorro según las instrucciones recibidas y a devolverlo a la escuela cuando sea requerido para iniciar su periodo de entrenamiento. Si lo deseas, posteriormente, podremos informarte de la evolución del cachorro, vendrás a visitarle y serás invitado a conocer a la persona a la que guiará durante los próximos años.


OBLIGACIONES Y DERECHOS DE LAS FAMILIAS EDUCADORAS

Cuando una familia adopta a un cachorro sabe de antemano que, en unos diez meses, tendrá que devolverlo a la Fundación. Durante este periodo su labor consistirá en sociabilizar al perro, es decir, enseñarle a ser un perro limpio, obediente, educado y afectuoso. Para ello tendrá que seguir unas normas básicas de conducta con el perro. Nuestro Departamento de Cachorros le dará las pautas para que todo este proceso se lleve a cabo satisfactoriamente.

El perro acompañará, de manera habitual, a la familia en sus salidas más frecuentes, pues tiene que acostumbrarse a entrar en las tiendas del barrio, grandes almacenes, cines, ... y todo tipo de transporte público. La Ley de la Comunidad Autónoma de Madrid, reconoce y ampara el derecho de los futuros perros-guía por lo
cual no les puede ser vetado el acceso a ninguno de estos lugares. A fin de que sean fácilmente identificables, los cachorros, van provistos de un peto de color amarillo con el logotipo de la Fundación ONCE del Perro-Guía. La solidaridad ciudadana es básica en esta función, pero por si ello no fuera bastante, es necesario informar que quien impida el paso a uno de estos cachorros puede ser sancionado con una importante cuantía económica. No se podrá alegar en ningún caso, motivos de sanidad. Todos los perros guía están correctamente vacunados y desparasitados y una analítica semestral garantiza que están libres de enfermedades que puedan ser transmisibles a los seres humanos.